Un crimen no probarlo

Hace unos días mi sobrino cumplió un año. Con motivo del festejo, mi cuñado preparó gran variedad de sandwichs y bruschettas, y el abuelo Osvaldo hizo unas cuantas docenas de empanadas caseras (de carne con pasas de uva, obviamente).
La fiesta terminó y al darse cuenta que había quedad una gran cantidad de comida Juan disparó: “decile al gordo y nos juntamos a tomar algun vino”.
Ni lerdo ni perezoso, le avisé a Maxi y me llevé unas cuantas empanadas y los crudos y el sardo de las bruschettas que los reservé para la ocasión.
Llegó el día de la reunión y lamentablemente me avisó mi cuñado que no podría participar por un imprevisto. Fue entonces que decidimos hacer una especie de revival de las primeras reuniones de “El Vino del Mes”.
Así fue que luego del curso, que estamos haciendo en CAVE, enfilamos para casa. Mi mujer ya nos había dejado las empanadas listas para calentar y preparado los crudos y el sardo para ir picando.
Maxi sorprendió con un varietal que no habíamos incluido en ninguna de las reuniones: Sangiovese.
El ejemplar que descorchamos fue un Callejón del Crimen Gran Reserva Sangiovese 2007.
A la vista un granate intenso y cristalino. En nariz fruta pasa, especiado y algo vegetal. En boca frutal, con notas especiadas, muy buena acidez, gran cuerpo, de taninos bien marcados y redondos. Posee un final largo donde perdura la fruta y las notas del paso por madera. Un gran vino bien equilibrado y elegante.

Texto tomado de la contraetiqueta:

“En los atardeceres del Valle, la leyenda se cuenta entre susurros. Todo comienza con un crimen misterioso no resuelto. Un lugar especial, la calle «La Luz» donde las sombras juegan con las brisas fuertes, donde las risas opacan el silencio, donde los ecos de ese misterio se hacen presentes en los sótanos de la bodega. Inspiración de la línea «CALLEJON DEL CRIMEN». Su viñedo antiguo se nutre de cualidades únicas. Combinación dada y favorecida por su entorno y la amplitud térmica muy marcada entre el día y la noche, característica de la zona fría de altura. Vino de aroma intenso y frutal. De un color rojo profundo casi azabache con una excelente concentración. El añejamiento en barricas de roble europeo durante 12 meses le otorga una singular estructura y delicadeza en los taninos logrando una suavidad y final aterciopelado. Es un gran vino de finca, un gran vino de guarda.”

En cuanto a las empanadas de Osvaldo (abuelo de mi mujer), simplemente impresionantes. No se cómo hace para que le salgan con la masa tan sequita y el relleno bien jugoso (sin llegar a ser las típicas empanadas que chorrean).
Obviamente, y sabiendo que Maxi lleva la Nespresso a todos lados, de cierre un Indriya y un Volutto con chocolate Salgado variedad Gianduia (Venezuela).
Lamentamos que Juan no haya podido venir, así que nos vemos obligado a organizar una nueva reunión… Qué sacrificio!!
Información adicional

Esteban Bruno

Soy Lic. en Sistemas metido en el mundo del vino desde febrero de 2010. Me capacité en C.A.V.E. y junto a Maximiliano García hacemos El Vino del Mes. En el blog me encargo del diseño, edición, redacción y creación de contenidos. Llevo adelante las redes sociales de @elvinodelmes. Soy ilusionista y creador de #MagiayVino (@magiayvino). Toco la guitarra. Soy miembro fundador de Argentina Wine Bloggers y realizo las gráficas y algunas tareas de Community Manager.

También te puede interesar

2 comentarios sobre «Un crimen no probarlo»

  1. Lo que te perdiste Juancitooo!!!!. Quiero agradecer a Yobaka (Ariel) las recomendaciones que me dio en compras anteriores de diversos caldos, muy buena vision a futuro!!!!.
    Sobre las empanadas de Osvaldo solo quiero decir dos palabras: IM PRESIONANTES.
    Como nos castigamos Esteban!!!. Igual yo en un momento me las vi feas y pense que me tocaba a mi tomar el remedio del homeopata…. ni a palos le decia que "no" a Nati en ese momento!!! jajaja.

Nos interesa leer tu opinión

A %d blogueros les gusta esto: